Belleza




Decía el escritor Thomas Mann que: «La belleza, como el dolor, hace sufrir». Precisamente éste es el tema que subyace en el cómic que vamos a reseñar a continuación.

                Belleza, de Kerascoët y Hubert, es una suerte de cuento de hadas al revés, oscuro y perturbador. En él, una joven a la que todo el pueblo llama Hedionda por su fuerte olor a pescado, se siente muy desgraciada porque todo el mundo se mete con ella por lo mal que huele y por lo fea que es. Así, se marcha a llorar a una charca no muy lejana del poblado en donde se apiadará de un sapito lleno de verrugas. Sin embargo, el anfibio es en realidad un hada, que al apiadarse de él rescata de su terrible maldición. Ésta le concede un deseo y Hedionda pide tener belleza. El hada se lo concederá, pero de una forma un tanto torticera. Ella no se convierte en bella, sigue siendo fea, pero cambia la forma de verla que tiene todo el mundo, de tal manera que enloquece a todo aquel hombre heterosexual que la ve.

                Así Hedionda, que pasará a ser rebautizada como Belleza, descubrirá que el hada Mab más que bendecirla la ha maldito. Belleza lo tendrá todo y lo perderá todo a lo largo de esta fábula en tres actos en la que se reflexionan sobre diversos temas como la propia belleza y la percepción de ésta; la obsesión que conduce a la locura; la humildad; y finalmente, la aceptación de uno mismo.

                El personaje principal, Hedionda/Belleza, es el que más evolución sufre a lo largo de la historia. Al principio se nos presenta como la típica heroína  por la cual el lector suele sentir empatía. En cuanto adquiere belleza, toda la serie de cualidades bondadosas que aportaba empiezan a quedar diluidas hasta llegar a caricaturizarse en una mujer caprichosa y volátil. Sin embargo, no quedará allí el tema. Belleza representa el descenso a los infiernos por parte de la protagonista que acaba renaciendo al final con la aceptación de su maldición y con un uso más adecuado de la misma que va más allá de su propio egoísmo.

                El cómic cuenta con diferentes puntos de vista, como ya he apuntado antes, sobre la belleza y la fealdad. Otro de los personajes interesantes e importantes de la historia es la hermana del rey Magencio, la princesa Claudine. En la historia, cuando nació las hadas le otorgaron cualidades más «de hombre» como inteligencia, claridad de mente o una estupenda oratoria, pero  no le dieron la «belleza» que se le suele dar a las princesas. Claudine es un personaje interesante precisamente por ello, ya que es inteligente, pero no se nos muestra manipuladora como se suele hacer en los cuentos clásicos con las mujeres inteligentes y ambiciosas, sino como una persona preocupada por su reino, por su hermano y en general, por la gente a la que quiere. Ella, con su fortaleza de carácter, asume desde bien temprano que no es atractiva, pero en vez de llevar una vida de tristeza y pesadumbre como Hedionda, se pone el mundo por montera y aquello no le impide llevar una vida plena e incluso encontrar el amor verdadero y ser feliz.

                Los autores, el dúo Kerascoët y Hubert, son ya conocidos en España por obras publicadas por otras editoriales. De Kerascoët ya os había hablado en números anteriores por una reseña de su obra anterior «Preciosa oscuridad» una inquietante historia publicada por la editorial Spaceman Books. También contamos con una entrevista en nuestro blog por si os interesa conocer más a los autores. A Hubert probablemente lo conoceréis por otro cómic publicado en este caso por ECC en el 2017 titulado «Los ogros dioses. Pequeño» o por ser el colorista de la actual serie de Spirou, publicada en nuestro país por Dibbuks. El dibujo de Kerascoët es sencillo, tirando a cartoon, y muy expresivo y lleno de detalles. Los colores planos que utiliza Hubert, refuerzan esa sensación de estampa japonesa que los dibujantes quieren transmitir a través de sus ilustraciones.

                El guión, obra también de Hubert, tiene recovecos y no se nos presenta precisamente como una historia plana, sino llena de matices y con varias relecturas posibles. Además, aporta una serie de pausas narrativas que rompe con el tipo de narrativa general del mundo del cómic  en donde se da el empleo de la tercera persona en la voz del narrador para dar más sensación de relato tradicional.

                Belleza es una novela gráfica recomendada a un público adulto, narrado en tono clásico pero que efectúa preguntas más actuales al lector y que lleva a reflexiones profundas especialmente acerca del concepto tradicional de la belleza. Como punto divertido ante tanto drama, y como broche de oro perfecto para acabar de entender esta obra, es el epílogo, que consigue sacar una sonrisa y dejarte con buen sabor de boca.




Ficha técnica


Título Original: Beauté
Autores: Kerascoët y Hubert
Editorial original: Dupuis
Editorial española: Astiberri
ISBN 9788416880553
Precio: 25€

Publicar un comentario

2 Comentarios

  1. Tiene muy buen aspecto, la verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Dita. Échale un vistazo, pero a mí me gustó más "Preciosa oscuridad". Creo que se le podía sacar más chicha al tema.

      Eliminar

Se respetuoso o se borrará tu comentario. Gracias.