La primera apuesta de la Editorial Babylon para traer obras de Japón sorprendió a todos los que nos encontrábamos en el Salón del Manga de Barcelona'18, tanto por el hermetismo con el que llevaron el proyecto, como por la obra en sí.
Una historia estudiantil con una bis a priori cómica.

Akira Himejima es una chica muy guapa, perfecta tanto por su aspecto como por su personalidad. Un buen día, Koga, un compañero de clase que está enamorado de ella, descubre que la chica más popular del instituto… ¡no es una chica! Himejima es en realidad un chico que se traviste sólo para disfrutar, jugando con los sentimientos de los chicos enamorados y provocando los celos entre las chicas.
A pesar de saber su secreto, Koga no puede abandonar a su ‘‘idílica Himejima’’ y trata de parar todos sus despropósitos…

Kôjirô Narihira empezó su trayectoria en 2006, dibujando la obra de Kagaku OOnishi Jonpei to Boku to (tomo único). Nueve años después veía la luz el one shot Boku no Himejima-kun con guion y dibujo propios que se publicó en la Bessatsu Hana to yume (Hakusensha).
Un dibujo de línea sencilla pero efectiva que enfoca su atención en los personajes, llenos de detalles, como manda la tradición en el shôjo; por otro lado la narrativa es fácil de seguir y muy correcta, lo que da fluidez a las viñetas y una fácil y rápida lectura.

Algunos se han alzado al entender que esta obra ridiculiza al género trans, plasmándolo como el "típico chico que se viste de chica", obviando el interior y sufrimiento de las personas de este género.
Mi lectura es la de un chico que se divierte haciéndose pasar por chica (no es trans ni mucho menos..) que ya sea por el baile de hormonas, ya sea porque es gamberro de nacimiento, tumba los clichés de "la chica perfecta" de cara a los chicos y enfatiza la envidia de las chicas por el caso que le hace el género masculino.
Hablando de clichés, no dejaría de ser uno relativamente perfecto (siempre desde el lado masculino) donde una chica preciosa tiene la fuerza y mentalidad de un hombre: sabe lo que les gusta y hasta dónde puede llegar para terminar riéndose de ellos.
La otra parte, es la que muestra a las chicas lo que "no deben hacer" para rallar el ridículo y que se las trate de algo que no son.
Me gustaría realzar los valores que transmite como tolerancia y respeto (Koga cambia de opinión respecto a él a medida que ve que no hace daño a nadie) y un punto feminista sobre cómo tratan a las mujeres y dónde radica la esencia del ser humano, indistintamente de su género.
El personaje principal, nos muestra otra temática que desgraciadamente siempre es actualidad: el bullying. Himejima lo sufre por parte de las chicas debido tanto a su físico como a su relación con los chicos de la clase; en vez de intentar entenderlo/a, lo atacan.
Mizoguchi o Shimura representan a los típicos adolescentes que sólo ven a una mujer como un trozo de carne y buscan llegar a ella para poder contarlo y pavonearse. Otro cliché.

No busquemos problemáticas donde no las hay. Se trata de una obra fresca, divertida y sí, llena de clichés. Pero eso es lo que la hace divertida, todos hemos conocido a personajes como los que se reflejan en la obra y la comicidad de pensar en lo que hay detrás sin profundizar, nos arrancará más de una sonrisa.
Leedla sin prejuicios y disfrutad que no se ataca a nadie.


Ficha Técnica:

Título Original: Boku no Himejima Kun (ぼくの姫島くん)

Autor: Kôjirô Narihira

Género: Romance, slice of life

Categoría: Shôjo

Año: 2017 (Japón) 2018(España)

Nº Tomos: 1

Editorial: Babylon